Infórmese sobre nuestros Tratamientos Dentales

Odontopediatría ¿Tu hijo se chupa el dedo?

odontopediatra Barcelona - Chuparse los dedos

ESPECIALISTAS EN: ODONTOPEDIATRÍA

Cambra Nens te ayuda a cuidar la salud dental de tu hijo. Primera visita y revisión gratuitas. Infórmate!

Muchos niños se chupan el dedo cuando son bebés, pero lo normal es que a medida que van creciendo dejen este hábito. Como padres, debemos tener cuidado con el efecto de los dedos en el desarrollo bucal del niño. Nuestro odontopediatra nos asesorará acerca de cómo conseguir que nuestro hijo deje de chuparse el dedo, dentro de un plan integral de prevención en salud dental.

CONTACTA PARA INFORMARTE
chupar-dedo

CHUPARS EEL DEDO ES UN INSTINTO NATURAL

El instinto de chuparse el dedo es natural en muchos niños desde que son bebés. Para los niños, es una manera de sentirse seguro y relajado y muchos lo usan para conseguir dormirse. Hasta aquí puede parecer una acción completamente normal, pero la verdad es que introducirse el dedo en la boca puede provocar consecuencias negativas para la salud oral de los niños. De hecho, hay que tener en cuenta el dedo puede ser una fuente de bacterias e infecciones para el niño, ya que no podemos controlar qué ha tocado antes de metérselo en la boca.

En Cambra Nens te ayudamos a cuidar la boca de tu hijo desde su nacimiento.

CONTACTAR

MAXIMA CALIDAD Y ESPECIALIZACIÓN. tel. 934 18 09 48

CONTACTA PARA INFORMARTE

Emancipació, 16 - Barcelona - info@cambraclinicnens.com

¿HASTA CUÁNDO PUEDEN CHUPARSE EL DEDO?

Lo normal es que los niños se chupen el dedo hasta los 3 o 4 años, tiempo suficiente para que ya tengan sus primeros dientes de leche. Si siguen con este hábito a partir de esta edad, pueden presentar problemas bucodentales

Los especialistas de Cambra Nens trabajamos para cuidar la salud dental de tus hijos.

¿CÓMO EVITAR QUE SE CHUPEN EL DEDO?

Conseguir que los niños dejen de meterse el dedo en la boca es esencial para prevenir la aparición de otros problemas de salud bucal. Lo primero que debemos tener en cuenta como padres es que continuar con este hábito es un problema conductual del niño, que probablemente ha asumido esta acción como una manera de relajarse y poder dormir mejor. Por lo tanto, es esencial que intentemos solucionar esta ansiedad de base antes de recurrir a otros tratamientos.

Además, podemos intentar algunos trucos como mojar un poco el dedo en sustancias que no le sean agradables al niño, o cubrirlo con un guante por la noche.

De todos modos, el odontopediatra puede ayudarnos a solucionar este problema con sus consejos. Incluso puede recomendar el uso de pequeños aparatos específicamente diseñados para ello.

LAS CONSECUENCIAS DE CHUPARSE EL DEDO

No podemos olvidar que el hábito de chuparse el dedo puede dificultar el correcto desarrollo dental futuro de un niño. Si no se consigue acabar con esta costumbre a tiempo, a la larga los niños pueden tener problemas estéticos y funcionales derivados de una mala posición de su dentadura.

NUESTROS TRATAMIENTOS DENTALES

Cambra Clinic Nens: Dentista infantil i juvenil a Barcelona.